mar. Mar 19th, 2019

Cada vez más colombianos se declaran en hendedura | Mis finanzas



Este año el número de colombianos que se han claro en hendedura en el país ha aumentado significativamente. Así lo revela un estudio realizado por la empresa especializada en consultas de insolvencias a personas naturales, Insolvencia Colombia.

De acuerdo con el observación,en el primer semestre del 2018 se realizaron 827 solicitudes de insolvencia para personas naturales, lo que representa un aumento del 35% frente a los 537 colombianos que se declararon en hendedura en el mismo periodo del 2017.

Unido con esto, quienes más se han asesorado en los últimos cinco abriles para declararse insolventes económicamente son los hombres, con una billete del 65%, y las personas que más se declaran en hendedura son los profesionales con empleos perfectamente remunerados (82%) seguidos de aquellos con ingresos superiores a los 4 millones depesos (62%).

(Lea: ¿Tiene usted deudas momias, zombies, Frankenstein o monstruosas?

“En Colombia, 7 de cada 10 personas llegan a acuerdos de plazo con sus acreedores, lo que significa que el objetivo para el cual se creó la ley de insolvencia se está cumpliendo: darle una segunda oportunidad a los deudores y una promesa de plazo a los acreedores”, señaló Luis Benítez, asesor financiero y director de Insolvencia Colombia.

Otro de los hallazgos del crónica es que los millennials colombianos son quienes más problemas financieros tienen pero los que menos acuden a asesorías para declararse en insolvencia. “Más del 85% de las personas que pertenecen a esta concepción y que podrían declararse en insolvencia para resolver sus problemas financieros no lo hacen por temor a lo que digan los demás”, aseguró la firma.

(Lea: Los errores más comunes al usar una tarjeta de crédito

Según Benítez, existe un concepto errado en las generaciones más jóvenes de que la ley de insolvencia es una especie de fracaso y no lo ven como lo que es “una oportunidad de resolver los problemas económicos”.

La Ley de Insolvencia de persona natural se estableció en el año 2012 (ley 1564) y tiene como objetivo ser un ‘guindola’ para aquellas personas naturales no comerciantes que están en mora con sus obligaciones financieras, para que puedan renegociarlas con sus acreedores, mientras que les suspenden los procesos de secuestro.

Entre el 2016 y lo corrido del 2018 se han presentado más de 2.480 casos de insolvencia económica, de los cuales en 2016 se presentaron 425, en 2017 1.228 casos, y a junio de 2018 se registraron 827, según el Tarea de Conciencia. “Estos números representan trámites de insolvencia adelantados en centros de conciliación y notarias, sin secuestro, la cantidad de trámites puede descolalr entre un 10% a 20% adicional, llegando a casi las 3.000 solicitudes, entregado que todavía pueden acaecer registros por incluir en los sistemas del Tarea”, afirmó Benítez.

En este año el anciano número de insolvencias económicas se realizaron en Bogotá-Cundinamarca,
seguido por Valle del Cauca, Boreal de Santander, Atlántico, Antioquia y Nariño. Adicional a esto, según datos recolectados por la compañía las personas con hijos representan el 70,6% de los colombianos que se declaran en hendedura, mientras que los casados representan el 44,39%.

Una de las razones por las cuales los colombianos buscan mecanismos como la insolvencia es el continuo crecimiento del endeudamiento de los hogares, el cual creció del 5,2% en enero de 2017 a 6% en enero de 2018 en la modalidad de consumo, según el Indicador de Calidad por Mora (ICM) del Sotabanco de la República.

Según Insolvencia Colombia, esto unido a la facilidad con que se dan los créditos en la ahora, ya que los bancos han recogido temas como la aprobación de créditos en 5 minutos, sin estudios y sin requisitos lo que lleva a que las personas se endeuden más fácilmente sin pensar en si tienen o no la oportunidad de abonar los estos préstamos.

“Muchas personas no conocen la ley de insolvencia ni buscan consultoría en sus finanzas, y permiten que su situación llegue a procedimientos de secuestro que no tienen reversa. Por eso es importante detectar a tiempo las incapacidades de plazo, averiguar escolta y acogerse a la Ley, para tener una segunda oportunidad financiera sin esperar a que la situación sea crítica”, explicó Benítez.

¿CUÁNDO DEBE DECLARARSE EN QUIEBRA?

De acuerdo con Benítez los requisitos legales para que una persona natural se declare en hendedura son: tener más de 90 días en mora por lo menos la centro de los pasivos a cargo del deudor, no ser comerciante o tener dos procesos ejecutivos en contra.

De igual guisa, a la hora de pensar en la posibilidad de la insolvencia debe tener en cuenta que la valentía la debe tomar cuando:

– Lleva varios meses con el sueldo que no le alcanza.
– Compró un activo (casa, automóvil, etc.) y no ha podido cumplir con los pagos.
– Tiene sus tarjetas de créditos en niveles de más del 80% de utilización.
– Lleva por lo menos dos meses utilizando avances de tarjetas de crédito para abonar otros créditos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *